Alberto Pérez: Ciencia, metalurgia y doctorado

Conoce sobre un hombre que llegó a Monterrey para continuar desarrollándose como uno de los mejores científicos e investigadores que México ha visto
Alberto Pérez: Ciencia, metalurgia y doctorado
Fotografías: Erwin Ortega

Fue por medio de una invitación del doctor Rafael Colás para visitar la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL), precisamente la Facultad de Ingeniería y Mecánica Eléctrica, que el doctor Alberto Pérez quedó impresionado por la buena coordinación que llevaba la escuela, y al recibir la propuesta de colaborar en esta, sin pensarlo tomó la decisión de formar parte de la institución en la que ha sobresalido por formar parte del programa doctoral y por ser uno de los científicos e investigadores con gran conocimiento en su área.

En exclusiva para Perfiles, el doctor metalurgista Alberto Javier Pérez Unzueta comparte tan solo un poco de todas las experiencias que ha recopilado a lo largo de su carrera profesional y desde que llegó a Monterrey.

Fue en 1994 cuando el originario de la Ciudad de México aceptó la invitación del doctor Ignacio Álvarez para trabajar en los proyectos de investigación de la empresa en la que en ese entonces era director, y donde se requería la capacidad de una persona como Unzueta. Posterior a ello entró a la UANL para impartir sus enseñanzas a los alumnos.

Después de aportar el conocimiento que recopiló en más de 20 años a través de experiencias, nos deja claro que ha sido de gran ayuda en cada área que se ha involucrado. La empresa mencionada y la Universidad le ofrecieron grandes proyectos de los que no se arrepiente haber formado parte, sino que hasta el momento, son acciones que lo motivan a seguir adelante.

“Estoy muy orgulloso de haber llegado a la ciudad de Monterrey, no era mi ciudad, ahora sí lo es. Estoy agradecido con la Universidad, con la Facultad de Ingeniería. He tenido la oportunidad de hacer lo que he querido hacer”, señaló el metalurgista Alberto Pérez.

Desde 1996 comenzó a fungir como director adjunto del Programa Doctoral hasta el 2002 y como coordinador académico del programa doctoral en ingeniería y materiales hasta 2012. Al estar involucrado en las áreas ya mencionadas, el interés por descubrir nueva tecnología tenía que estar en él, y no solamente eso, sino también la necesidad de preparar científicos de alto nivel, competitivos mundialmente para enfrentar los nuevos retos que en México se presentan; así como doctores con la intención de desarrollar tecnología para la industria nacional. Así, desde el momento en que inició con estos proyectos dejó en claro el nivel de su profesionalismo y dedicación.

Aunque el doctor se ha desarrollado principalmente en cuatro áreas, cabe destacar que ha sido clave importante para hacer posible la creación de uno de los símbolos representativo de Nuevo León, como lo es el diseño del Horno 3 del Parque Fundidora.

Sin mencionar que, el grupo de doctorado del cual fue coordinador es en la actualidad uno de los grupos más grandes del país, y uno de los más reconocidos a nivel nacional e internacional.

Además de su participación en la UANL, el metalurgista también ha colaborado en la parte científica y en la promoción de las actividades profesionales, entre lo que se encuentra la investigación sobre la duración y calidad en materiales para prótesis humanas.

Una de las motivaciones que Pérez Unzueta tiene para seguir instruyendo a nuevos científicos es darles una mejor calidad de vida a los pacientes que requieren de una prótesis.

“No es crear manos o piernas artificiales, es simplemente un paciente que por edad avanzada, por enfermedad, condiciones genéticas, fisiológicas o por un accidente, ha tenido una fractura o deterioro en sus huesos, y es necesario ponerle una prótesis dentro de su cuerpo”, así lo compartió el investigador.  

Agregó que desea “garantizar que ese paciente tenga una calidad de vida, que no tenga que sufrir a los diez años de instalada la prótesis una operación, sino que una vez que se implante le dure toda la vida”.

Entre muchas razones para continuar con su trabajo, Pérez Unzueta prioriza el preparar a una nueva generación de investigadores e ingenieros que lo superen, pues de esa manera, dice, la humanidad irá avanzando y los retrocesos son menores.

“Monterrey está creciendo mucho, se requieren más universidades, más centros de educación; hay que apoyar más a las pequeñas universidades, necesitan más autonomía de trabajo. Si queremos hacer que nuestra sociedad avance para bien tenemos que apoyar a la juventud con mejor educación en todos los niveles, así tendremos una juventud más creativa, de bien, y tendrán esa ilusión de hacer el bien”, explicó.

Las 4 áreas principales

El doctor Pérez Unzueta se ha desarrollado en cuatro áreas, en las cuales cuenta con proyectos de investigación, como lo es la tribología, prótesis, biomecánica y análisis de falla.

-Tribología. Esta es la ciencia del desgaste de los materiales, la fricción y lubricación; sin embargo, Pérez se enfoca en la primera de estas. El metalurgista señaló que todo sufre un desgaste, desde las plumas hasta los equipos más complejos, y es allí donde entra su participación, en estudiar ese desgaste para mejorar el diseño y lograr darle un mejor aguante y mayor utilidad. Cabe destacar que realizó un estudio doctoral sobre cómo desarrollar nuevos aceros que resistan las nuevas velocidades y las nuevas cargas para los trenes de nueva generación.

-Prótesis. En esta área la intención es crear una tecnología más duradera. El inicio de esto surge después de preguntarse cómo es que la articulación que une el fémur y la cadera dura toda una vida, y porqué una prótesis de acero o titanio no posee la misma duración. Asimismo, el doctor señala que cuentan con una línea de biomateriales y, con el estudio tribológico de desgaste y prótesis, se inició con cadera y en la actualidad ya han avanzado con las rodillas.

-Biomecánica. Aquí lo principal es conocer cómo se compone el cuerpo humano, saber cuáles son las fuerzas que existen en él cuando caminamos, corremos o trotamos. Además de buscar mejorar las prótesis desde el punto de vista ya no del material, sino de las fuerzas que el mismo cuerpo genera.

-Análisis de falla. En este punto lo que importa es explicar porqué un material falló, encontrar el problema de raíz. Es decir, si una estación explota, el trabajo de él y de su equipo es investigar qué ocasionó que el material fallara.

Parte de su motivación

Unzueta indicó que el desarrollo de la humanidad es algo que lo ha motivado desde siempre, y para ello se basa en dos modelos educativos.

El napoleónico

Es muy estricto: "Aquí es donde el maestro lo sabe todo y el alumno tiene que aprender de él. Normalmente el maestro con buena fe les hace sentir que no saben nada y los motiva a aprender".

El Aristotélico

Se basa en el modelo de Aristóteles: "Yo maestro y tú alumno somos completamente iguales, nuestra capacidad intelectual es la misma; la única diferencia son las experiencias resueltas y la acumulación de experiencias y conocimientos, pero como capacidad intelectual somos iguales. Entonces mi función es hacer que tú aprendas por ti mismo, enseñarte lo que yo ya aprendí pero que tú tengas tus propias experiencias y que aprendas al experimentar y resolver problemas".


COMENTA ESTA NOTICIA
 Comentarios

A fin de mantener la buena conducta, queda estrictamente prohibido cualquier insulto, amenaza o insinuación hacia cualquier persona. No se permite el lenguaje difamatorio, ilegal, obsceno, ofensivo o faltas de respeto. Para más información lea porfavor nuestro Aviso de Privacidad