Monterrey
Ana Cristina de la Garza Montoya
Healthy Cristy

¿Con Gluten o Sin Gluten?

La dulce verdad


Stevia, Sacarina, Sucralosa, Aspartame, Eritritol, Xylitol y la lista continúa. ¿Cuál es mejor? ¿Qué cantidad?

Me he topado con muchísima confusión en el tema de los endulzantes, ya que hay tanta variedad que es difícil decidir cuál es la mejor opción.

Existen tres tipos de endulzantes:

Endulzantes Artificiales

Sacarina: En los 70 se encontró una relación entre el consumo de este endulzante y el cáncer de vejiga, por lo que se requería que los productos con este componente portaran una advertencia. La FDA quitó dicha advertencia, pero muchos estudios siguen relacionando el consumo de sacarina con serias complicaciones de salud.

Acesulfamo K: Es uno de los menos estudiados y los más utilizados en numerosos productos. Sin embargo, se ha encontrado que la exposición constante y a largo plazo del cloruro de metileno (compuesto principal de este endulzante) puede provocar problemas de visión, náusea, cambios de humor, problemas en la función renal, etc.

Aspartame: Es muy común, el problema son los efectos secundarios como dolores de cabeza, cambios de humor, mareo y ansiedad. Además, no se recomienda para embarazadas, puesto que un estudio reciente se encontró la relación de su consumo con una predisposición a síndrome metabólico en la edad adulta del bebé.

Sucralosa: Se ha visto cada vez más la existencia de éste endulzante, sobretodo en los últimos años. El uso de sucralosa, así como el de muchos otros, puede confundir al cuerpo, ya que como es tan dulce, el cuerpo espera recibir azúcar y al no recibirla los niveles de ansiedad por algo azucarado pueden aumentar.

Alcoholes de Azúcar

(erititrol, xilitol, sorbitol, etc.)

Este tipo de endulzantes no se absorben de manera adecuada en el cuerpo, por lo que muchas personas pueden presentar reacciones alérgicas; además, algunos de sus efectos secundarios son inflamación, gases, cólicos y diarrea.

Endulzantes Naturales

Generalmente se promueve su uso como la opción más saludable; sin embargo, hay endulzantes que se venden como naturales y son altamente procesados, como el néctar de agave o el jarabe de maíz de alta fructosa. Algunos ejemplos de los más recomendados son stevia, miel de abeja y/o dátiles.

La clave es la moderación

Todas las opciones mencionadas tienen sus ventajas y sus desventajas, pero la regla que sí aplica a todos es que ninguno se debería de consumir de manera ilimitada, ya que no porque diga “endulzante sin calorías” quiere decir que debemos consumir 10 sobrecitos al día. También es importante mencionar que muchos de éstos se encuentran en la lista de ingredientes de algunos productos, por lo que se deben de tomar en cuenta a la hora de decidir agregarle o no otro sobrecito al café o té.

Be Healthy. Be You.

Healthy Cristy


Sigue leyendo...
Volver arriba