Tercer debate será más 'a modo' para Trump

El último encuentro entre ambos candidatos abordará temas 'favorables' al magnate y será moderado por un conservador
Tercer debate será más a modo para Trump

Luego de varias semanas 'turbulentas' en las campañas presidenciales, el candidato republicano salió bien librado en el debate del pasado día 9; sin embargo, tanto el magnate como miembros de su campaña acusaron a los moderadores del debate, Anderson Cooper (CNN) y Martha Raddatz de ABC News de favorecer a la candidata demócrata.


Analistas han criticado que ambas cadenas hayan mostrado a lo largo de las campañas una cobertura mediática mucho más favorable hacia Clinton y durante el debate Trump inclusive acusó a los moderadores de 'interrumpirlo' deliberadamente.

Aunque la campaña del republicano ha sido marcada por comentarios polémicos como sus ataques contra los mexicanos o su supuesto acoso a las mujeres, dichos medios han omitido hablar de escándalos ligados a la candidata demócrata.

Entre los correos, de su jefe de campaña, John Podesta, filtrados por Wikileaks en los últimos días, se han revelado que Clinton tenía conocimiento de la ayuda que el ISIS recibía de Arabia Saudita y Qatar, el esfuerzo de los demócratas por socavar la campaña de su rival Bernie Sanders y que los principales donadores de la Fundación Clinton son extranjeros.

No obstante, ahora el encuentro será moderado por Chris Wallace, de Fox News, una empresa mucho más afín a los republicanos y el temario para el debate parece favorecer el magnate.

De hecho, cuando se dieron a conocer los debates y sus moderadores, David Brock, fundador de Media Matters criticó la elección de Wallace debido a su cercanía con Roger Ailes, asesor de Trump quien fungió como directivo de Fox News hasta su salida de la empresa por acusaciones de acoso sexual.

Asimismo, Wallace declaró en septiembre que no 'desmentirá' a ningún candidato que mienta durante el debate, lo que beneficiaría al discurso de Trump, señaló Judd Legum, editor en jefe de Think Progress.

Los puntos a tratar serán: deuda, migración, elección de juez en la suprema corte, puntos conflictivos en el exterior y aptitudes para ser presidente.

Estos temas han sido la piedra angular de la campaña, mientras que el último (la aptitud para ser presidente) se prestaría para que el magnate cuestione la salud de Clinton.

Desde inicio de año se ha rumorado sobre la pobre salud de la demócrata, ya que durante alguno de sus eventos se le ha visto con ataques de tos, dificultad para mantenerse en pié entre otros.

El punto más álgido de las especulaciones fue durante el 15 aniversario de los atentados del 11 de septiembre, en donde la demócrata tuvo que abandonar el evento y tuvo que ser literalmente cargada por su staff luego de que aparentemente se desvaneciera.

El tercer y último debate antes de las elecciones del 8 de noviembre se llevará a cabo el próximo miércoles 19 de octubre en la Universidad de Nevada en Las Vegas.

Según el último promedio de todos los sondeos de opinión realizados por Real Clear Politics, Clinton lleva una ventaja de 6.7 puntos porcentuales sobre Trump con el 48.1% de las preferencias contra 41.4 por ciento.

Analistas han coincidido que será vital para la candidata dar una 'estocada final' a Trump en el debate, ya que a pesar de estar arriba en las encuestas, el magnate aún podría ganar la Presidencia. (Con información de Agencias)

COMENTA ESTA NOTICIA
 Comentarios

A fin de mantener la buena conducta, queda estrictamente prohibido cualquier insulto, amenaza o insinuación hacia cualquier persona. No se permite el lenguaje difamatorio, ilegal, obsceno, ofensivo o faltas de respeto. Para más información lea porfavor nuestro Aviso de Privacidad