OpenA
salud

¿Obsesionado con la comida sana? ¡Cuidado! podría no ser tan 'saludable'

¿Obsesionado con la comida sana? ¡Cuidado! podría no ser tan saludable
Foto: cortesía

Una alimentación saludable puede ayudarnos a vivir mejor y enfermar menos, pero obsesionarse puede afectarnos a nivel físico y mental

La necesidad de llevar una dieta saludable y libre de cualquier nutriente considerado dañino para el organismo puede convertirse en un trastorno obsesivo compulsivo que recibe el nombre de ortorexia, y esta ‘pasión por lo sano’ suele conducir a problemas de salud, según la doctora Cecilia Sanz García.

Este trastorno lleva a perder peso rápida y pronunciadamente, lo que provoca sufrir lesiones, “a veces por hacer demasiado deporte sin estar bien nutrido” y también a la fatiga, a causa del esfuerzo de planificar y organizar una dieta restrictiva, según la nutricionista Verónica Velasco.

La solución a este trastorno se basa en la terapia psicológica, que ayuda a la persona a tomar conciencia de los riesgos que corre al mantener esos hábitos obsesivos y a ser capaz de flexibilizar sus pautas consiguiendo unas prácticas verdaderamente saludables, según la psicóloga Raquel Velasco del Castillo.

¿La padeces?

Si respondes afirmativamente a la mayoría de las siguientes preguntas puede ser una señal de que tu relación con la comida no es tan sana:

1.- ¿Te preocupas en exceso por la comida y su calidad? 

2.- ¿Te preocupa más la calidad de los alimentos que por el placer de comerlos?

3.- ¿Tu dieta afecta a menudo tu calidad de vida? 

4.- ¿Has eliminado muchos alimentos “poco saludables” de tu dieta en los últimos meses? 

5.- Cuando caes en la tentación... ¿Sientes una sensación de culpa? 

6.- ¿Juzgas y críticas a los demás por los alimentos que comen?

×