El Horizonte
Por: Redacción

Monterrey
Comentarios

Temen por la integridad de la Corona de Cristo ante incendio en Notre Dame

La ahora en ruinas Catedral de Notre Dame aún alberga en su interior 3 reliquias ligadas a la crucifixión del legendario Jesús de Nazaret, principal figura del cristianismo
Temen por la integridad de la Corona de Cristo ante incendio en Notre Dame
Fotos: Archivo

El Horizonte Por: Redacción

Monterrey

Tras darse a conocer la noticia del devastador incendio que tomó lugar en la icónica Catedral de Norte Dame, un gran sentimiento de conmoción e impotencia ha contagiado a millones de personas alrededor del mundo. 

Probablemente, incluso usted lector se ha solidarizado ante la perdida de tan invaluable construcción debido a su relevancia en la historia de Europa, así como su influencia en la cultura popular. Sin embargo, de lo que pocos hablan es de los tesoros que albergaba dentro de sus muros.

Así es, además de haber sido el hogar del personaje de ficción 'Cuasimodo' en la entrañable novela de Victor Hugo de 1831, el recinto también fungía como almacén de invaluables tesoros para la iglesia católica. 

Entre dichos objetos, se sabe que está la que las autoridades eclesiásticas señalan como la corona de espinas que Jesucristo llevó en su cabeza el día de su crucifixión, un trozo de madera de la cruz, así como un clavo con el que 'el mesías' fue fijado a la estructura.

Sin embargo, algunos sacerdotes con altos cargos en la institución han aclarado que es probable que estas reliquias sobrevivan al siniestro debido a que están almacenadas dentro de relicarios en una bodega dentro de la edificación. 

Se sabe que, en el caso de la corona de espinas, es tradición exhibirla al público cada Viernes Santo. Como dato adicional, según cuenta la leyenda, se cree que la corona fue llevada al Notre Dame por el rey Luis de Francia, quien presuntamente la obtuvo de manos del emperador Balduino II, esto durante su mandato del Imperio bizantino, según registros históricos, este suceso ocurrió durante el año de 1239. 

(Con información de Agencias)

  COMENTARIOS
 Comentarios

A fin de mantener la buena conducta, queda estrictamente prohibido cualquier insulto, amenaza o insinuación hacia cualquier persona. No se permite el lenguaje difamatorio, ilegal, obsceno, ofensivo o faltas de respeto. Para más información lea porfavor nuestro Aviso de Privacidad

Volver arriba