OpenA
Nuevo Leon

Propone Samuel poner a debate acueducto al Pánuco

Video: Cortesía

Mandatario estatal pide analizar aspectos técnicos, ambientales y financieros, pero sin pleitos políticos; expone Plan Maestro para Garantizar el Agua al 2050.

Al asegurar que el proyecto de traer agua del río Pánuco daría al estado de Nuevo León hasta 15 metros cúbicos por segundo (m³/s) de líquido, el gobernador Samuel García, indicó que es momento de debatir a fondo esa obra, atendiendo sólo aspectos técnicos, ambientales y financieros.

Y remarcó que se debe dejar de lado cualquier pleito político, porque es el proyecto que garantiza resolver el problema de abasto para Nuevo León.

García presentó ayer, en la Nave Lewis de Parque Fundidora, su "Plan Maestro para Garantizar el Agua al 2050" ante organismos civiles y empresariales y líderes de opinión.

Ahí fue donde dijo que el proyecto, anteriormente llamado Monterrey VI, debe analizarse con seriedad ya sin meter el tema de "Medina", "Casa Blanca" e "Higa", refiriéndose al exgobernador Rodrigo Medina, en cuyo sexenio se ideó el proyecto, y la constructora Higa, a la cual se le asignó la obra.

"El ducto del Pánuco es el que más nos garantizaría agua, lo he dicho en muchas universidades: este proyecto se tiene que debatir y discutir, porque tiene muchos derechos en conflicto encontrados.

"Olvidémonos ya que si Medina, que si Monterrey VI, que si Grupo Higa, que si la Casa Blanca, eso ya no es tema. Maduremos como sociedad y discutamos técnica y realmente si este proyecto debe o no salir", señaló.

También reveló que actualmente, el proyecto cuesta "un dineral", es decir, casi $50,000 millones de pesos, sin especificar si es con financiamiento y en cuál plazo.

"El derecho al agua, a garantizar el agua de la ciudad que cuesta un dineral, ¿Cuarenta y qué? ¿Cuánto vale este proyecto?", le preguntó al director de Agua y Drenaje, Juan Ignacio Barragán.

Este le susurró al oído y luego García dio el aproximado.

"Es un tanto como $22,000 millones (de pesos) hacer el ducto más otros veintitantos mil bombear diario, entonces aquí el tema en cuestión, en debate es el daño ambiental y la cantidad de CO₂ y de energía que consumiríamos para traer esa agua, desde el Pánuco hasta Nuevo León, ese es el debate.

"Son $40,000 o $50,000 millones de pesos y el consumo de energía y de CO₂ que esto le va a traer al país, que de por sí ya estamos en una crisis climática extrema", afirmó.

En la presentación en pantalla, una gráfica expuso que el ducto traería a Nuevo León 15 m³/s de agua.

"¿En qué consiste (el proyecto)? Construir una obra de toma sobre la corriente del río Pánuco y conducirla por bombeo hasta Monterrey mediante un acueducto de 500 km, 15 m³/s", indicaba la gráfica.

El mandatario dijo que se tratará de una decisión "de estado" que se tomará en conjunto con la sociedad.

placeholcer

"Esa decisión no la voy a tomar yo solo, ni Juan Ignacio (Barragán, director de Agua y Drenaje), es una decisión de estado, ahí está el proyecto.

"La gran pregunta es: ¿Nos aventamos? Si ya vamos a tener 25,000 litros, ¿requerimos realmente otros 15 mil? Ese es el debate que debe tener la ciudad de Monterrey, de si este proyecto debe o no continuar", afirmó.

Cuando se dio a conocer el tema, se informó que Monterrey VI era un proyecto que consiste en traer a Nuevo León hasta 473 millones de metros cúbicos (Mm³) de agua al año de la cuenca del Río Pánuco, en su paso por San Luis Potosí, lo cual garantizaría, según estimaciones, un abasto de 50 años hasta para seis millones de personas.

Para ello, es necesario construir un acueducto de 372 kilómetros que desembocaría en la presa Cerro Prieto, de Linares.

Ahora el mandatario señaló que sería de 500 kilómetros.

Este proyecto tiene décadas de haberse ideado, pero fue el 14 de diciembre del 2011 cuando avanzó, ya que ese día la Comisión Nacional del Agua le liberó a Nuevo León la concesión 09SLP112912/26HAGC11.

Esta permite extraer cinco metros cúbicos por segundo (m³/s) de agua en el periodo 2015-2026; 10 m³/ para el 2027-2050 y 15 m³/s en los siguientes años.

En la presentación, García Sepúlveda no descartó traer a Nuevo León agua de la Presa Vicente Guerrero, en Tamaulipas.

Asegura que dejará 20% de excedente de agua

Con obras como la presa Libertad, los pozos profundos y someros que se están perforando, la reducción de fugas y de consumo por persona, la cancelación de pozos ilegales y la aportación de agua del sector privado, Nuevo León contará en el 2027, con una disponibilidad de 26 m³/s de agua que es 20% más de los 17 m³/s que demanda el estado.

El Plan Hídrico costará al estado $25,000 millones de pesos.

El mandatario nuevoleonés dijo en la Nave Lewis, del Parque Fundidora, que tal disponibilidad evitará crisis como la que actualmente padece la metrópoli, a la que le cortan el agua 17 horas al día.

"Estos proyectos, tienen ya viabilidad técnica, financiera y legal, por lo que podemos garantizar en este sexenio, que vamos a llegar el sexto año de gobierno, a dar, a brindarle a la ciudad, 25 mil litros (25 m³/s)y dejar ese 20% de garantía para que nunca vuelva haber una crisis como la que estamos viviendo.

"La instrucción desde enero fue: arranquen, no se ocupa para nada la instrucción federal, ese es un tema que está en manos de Nuevo León y se debió hacer hace décadas, y por eso hoy les podemos dar la cara y decir, esto se va a lograr", señaló García.

Para agosto se acabarían los cortes de servicio

El encargado de presentar el plan fue el director de Agua y Drenaje, Juan Ignacio Barragán Villarreal, quien señaló que actualmente, la zona metropolitana demanda 16 m³/s de agua aunque actualmente hoy se surten entre 11 m³/s y 13 m³/s por la escasez.

"Si seguimos trabajando como gobierno, sin descanso, si la industria nos apoya, en serio, mediante la aportación de líquido que tiene a su disposición y si todos los ciudadanos reducen el consumo, vamos a salir para el mes de agosto de esta crisis y poder volver a la distribución normal.

"Necesitamos 17 m³/s conforme a normas de consumo, sólo contamos con 11 m³/s, entonces lo que necesitamos hacer es incrementar el abastecimiento, cosa que estamos en proceso natural y reducir nuestro consumo para garantizar el agua para Nuevo León", dijo Barragán.

Además, el mandatario estatal y Barragán dijeron que confían en que las lluvias del próximo lunes y martes alivien las presas que están en estado "agónico".

E indicaron que no se necesita agua en la ciudad, sino en las cuencas, porque la de la ciudad, se va a Tamaulipas.

"Que garantice dos o tres días de lluvia continua, y un mínimo de 150,000 mililitros (sic), ese es el tipo de lluvias que puede subir la presa La Boca, un 30% a 40%, de 8% a 30% y que pueda subir Cerro Prieto, de estar en un 2% a un 11% o 12%, si esta lluvia llega, podemos garantizar 16.4 m³/s

"Ya únicamente dependemos del consumo humano, para reestablecer el agua, porque hoy en día la sociedad está consumiendo 17, pero en días de calor hay picos de hasta 18, por eso es clave que nos llegue la lluvia promedio de este verano, a diferencia de los últimos cuatro años, para poder mejorar el abasto", dijo García.

 

 

X
×