Opinión

Latitud |Claudia Sheinbaum: guerra de consultores

Claudia Sheinbaum: guerra de consultores

Mario Delgado, dirigente de Morena se molestó recientemente con Claudia Sheinbaum. Desde hace varios años el consultor estrella del partido morenista ha sido el español Juan Carlos Monedero.

Sin embargo, Sheinbaum ha preferido contratar (dicen que por $3 millones de dólares) al también español Antoni Gutiérrez-Rubí.

Ya es vieja la pugna personal entre Monedero y Gutiérrez-Rubí. Y cada uno ha intentado ganarle al otro jugosos contratos en gobiernos de izquierda en América Latina.

Monedero no deja de comentar a sus amigos de Morena que al menos él tiene la decencia de asesorar únicamente clientes “socialistas”, mientras que Gutiérrez-Rubí lo mismo asesora a candidatos de derecha como de izquierda.

Lo cierto es que Monedero ha sido denunciado en múltiples ocasiones en España por facturaje irregular y uso ilegal de recursos públicos para campañas electorales.

¿Pero quién es Juan Carlos Monedero? Este politólogo nacido en Madrid y figura en YouTube es uno de los pilares del partido español Podemos y amigo entrañable de Pablo Iglesias desde sus épocas universitarias.

Un buen día, a Monedero se le ocurrió abrir frentes financieros en America Latina. Consiguió contratos de imagen pública con Hugo Chávez de Venezuela, Evo Morales de Bolivia y Dilma Rousseff en Brasil.

Eso sí, su base siempre ha sido el partido Podemos y desde ahí cubrió el financiamiento de campañas electorales mediante un consultor mexicano amigo suyo: César Hernández Paredes, CEO de la agencia de comunicación Neurona Consulting.

Juntos, Monedero y Hernández han cobrado grandes campañas en redes sociales y han triangulado dinero con una empresa controvertida que dio de alta el primero bajo el nombre de Caja de Resistencia Motiva2.

Monedero tiene como socio empresarial al también español Alfredo Serrano, muy cercano a Nicolás Maduro en Venezuela y director general del Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica  (CELAG).

Serrano es autor del libro El pensamiento de Hugo Chávez y es uno de los principales culpables del descalabro financiero venezolano.

Como algunos lectores recordarán, el CELAG nació bajo el patrocinio del expresidente de Ecuado,r Rafael Correa, y ha sido el think tank de los políticos de  izquierda en América Latina. Entre sus más conocidos miembros están John Ackerman, Mario Delgado y Héctor Díaz-Polanco, actual presidente del Congreso de la Ciudad de México.

Alfonso Serrano vinculó a Monedero con la 4T. La triangulación entre Podemos, Neurona Consulting y el CELAG ha generado varios millones de dólares en contratos públicos de países como Argentina y México.

Juan Carlos Monedero ha sido el principal cabildeador de estos acuerdos  financieros, produciendo videos y posts para redes sociales, a través de Neurona Consulting que llegó a tener su sede en Caracas, Venezuela.

Monedero ha obtenido estos contratos en México en su rol de lobbyista, no sin una constelación de duros detractores en la propia 4T.

Entre los morenistas que no lo quieren está Claudia Sheinbaum, quien no estuvo dispuesta a que Monedero fuera su consultor de imagen, dados los líos legales en los que Monedero está sumido en España.

¿Esto fue determinante para que Sheinbaum contratara para su precampaña a Antoni Gutiérrez-Rubí? ¿Qué más motivó a la jefa de gobierno de la CDMX para fichar como asesor suyo a este consultor español?

Quizá los mismos motivos que tuvo Gustavo Petro, actual presidente de Colombia, para contratar a Antoni como su asesor. Mañana le seguimos con lo más delicado de este chisme.


Etiquetas:
×