OpenA
Cabrito Mayor

Géneros

Cabrito Mayor

Géneros

Dícese que el género cinematográfico es el tema general de una película que sirve para su clasificación conforme a los elementos comunes que abarquen, originalmente según sus aspectos formales: ritmo, estilo o tono y, sobre todo, el sentimiento que provoca en el espectador.

Y habida cuenta de todo lo que hemos vivido como sociedad en el sinuoso andar de este 2021 y si hemos de describir el “filme” de lo que llevamos caminado en el presente año, debemos de estar ciertos que lamentablemente hemos sido testigos de una película política que contiene como si fuera botica casi todos los géneros, desde el drama hasta la comedia.

Y dígame usted, estimado lector, si todo el período de la administración estatal anterior no fue ante los ojos del respetable “ciencia ficción pura” tras la desastrosa gestión gubernamental que ofreció en su papel protagónico, cero a obra pública, una baja considerable en los estándares educativos, una evidente y raquítica seguridad para la sociedad y un pésimo manejo de la pandemia en el tema de la salud. 

En el género del “drama” se vivió y se sigue viviendo día tras día dentro y fuera de todos los hospitales del sector público y privado donde las víctimas de este maldito virus lucharon y siguen luchando por recuperar su salud dejando en esa guerra un saldo negro de hasta ahora casi 14,400 personas fallecidas y muchísimas más de familias enteras, afectadas por estas irremediables y dolorosas pérdidas.

Y en el género de la “Fantasía”, una magistral actuación se aventó el “gobierno bronco” en su papel de “independiente”, pero de atender las necesidades de la sociedad neoleonesa y como si se tratara de unos auténticos magos dignos de los mejores espectáculos de Las Vegas, desaparecieron del erario millones y millones de pesos con el truco de las asignaciones directas por los gastos médicos ante la urgencia para la atención del Covid.

Así también, el género de “aventura” vino a asomarse en esta película de 2021, durante el proceso de campañas donde todos y todas las candidatas demostraron que en esto de la política, hasta el más chimuelo masca barrote y se dieron duro y a la cabeza, sacándose los trapitos al sol y moviéndose dinámica y alternadamente de posición en las preferencias electorales hasta llegar al final de la contienda con los resultados que ya conocemos.

El género “musical” también se asomó dentro de la película de este año durante el proceso electoral cuando los candidatos en aras de conseguir la aceptación y empatía popular, bailaron, cantaron y tiktokearon para conquistar no sólo seguidores, sino el ansiado like, retuit y obviamente el voto electoral dentro de sus estrategias de campañas virtuales en las redes sociales.

Y del género musical pasamos al de la “comedia” donde el otrora héroe del libro vaquero y “ex jinete sin cabeza” durante la toma de posesión de Luis Donaldo Colosio a la alcaldía de Monterrey y frente a los fiscales Anticorrupción, General y Electoral, mostró sus dotes como comediante y se aventó el último chiste para rematar su administración diciendo: “tres fiscales tenemos aquí… no me vayan a andar buscando… ¡yo solito me entrego!... ríndete Juan Menchaca… como dice la canción, vamos a darle un poquito de sonrisa a la vida”. Lo cierto es que hay muchos ciudadanos que en este sentido, estimado lector, abrigan sus esperanzas que esta administración haga realidad el dicho que versa, “el que ríe al último, ríe mejor”.

Y después de la comedia de este mal chiste que más parece burla, viene el género de la “acción” con Samuel García, que antes de asumir su rol protagónico, accionó con Texas para encontrar vacunas mientras que en la transición encontró el cochinero en Isssteleón, Agua y Drenaje, Simeprode y Metrorrey, en tanto que ya como gobernante, y hasta por debajo de la alfombra, se ha encontrado con micrófonos ocultos, mañas, chanchullos, “copetes” y corruptelas que están siendo investigadas y auditadas.

Pero mientras el género de la “acción” sigue vigente en el día a día de Samuel García y del gobierno del nuevo Nuevo León, a estas alturas ya se comienza a percibir una sensación en el ánimo de la sociedad que participa en esta película, el género del “Suspenso”, de saber si todas las cochinadas descubiertas y que hasta ahora han sido exhibidas, realmente serán castigadas, pues de lo contrario y como sucedió en el pasado, este “filme político” se convertiría nuevamente en una triste fantasía, lo que desencadenaría que aparezca en escena el último de los géneros de la lista, el del “terror”.

Por hoy es todo, medite lo que le platico, estimado lector, esperando que el de hoy sea un   gran día, por favor cuídese y ame a los suyos; me despido honrando la memoria de mi querido hermano Joel Sampayo Climaco con sus palabras: “Tengan la bondad de ser felices”. Nos leemos aquí el próximo lunes, Dios mediante.

×