OpenA
Herbolaria y salud

La echinacea

Herbolaria y salud

La echinacea

Previene infecciones del tracto respiratorio.

Cada año tanto niños como adultos experimentan un promedio de 5 a 12 infecciones respiratorias. Aunque normalmente estas no pasan a mayores problemas, alrededor de un 20% de los casos se complican y se convierten en bronquitis o neumonía. 

La echinacea es quizás la planta con mayor cantidad de estudios clínicos, habiéndose demostrado sin lugar a duda, su efectividad en el tratamiento de enfermedades del aparato respiratorio; pero su efectividad como reforzadora de las defensas la hace también útil en un sin número de padecimientos de origen infeccioso.

La echinacea purpurea, originaria del centro y sudoeste de Estados Unidos, es una planta de botiquín que no debe faltar en casa. Entre más pronto empieza a utilizarse en un cuadro infeccioso más rápido se corrige. 

Mi recomendación es utilizarla como preventiva en las épocas de cambios de clima, es una planta que toda la familia debe tomar, incluyendo los niños y la gente mayor, sin importar la edad. 

Su uso es bastante seguro. Existen estudios, demostrando la seguridad de su uso durante el embarazo y la lactancia. En este último caso, se ha demostrado que el uso de la echinacea por la mamá lactante ayuda también a las defensas del recién nacido. 

La echinacea es considerada tanto un inmunomodulador como un inmunoestimulante. Aumenta la fagocitosis, es decir la capacidad de las células para combatir virus, microbios o cualquier agente extraño que entre a nuestro cuerpo. 

Incrementa los leucocitos o glóbulos blancos, encargados de realizar esta fagocitosis para eliminar los virus, bacterias y agentes extraños de nuestro cuerpo. Lo mejor que podemos hacer a los primeros síntomas de una enfermedad respiratoria, resfriado o gripe común, es comenzar a tomar echinacea con frecuencia, cada dos horas. 

Esto ayudará a salir más rápido de la enfermedad y a aminorar los síntomas. Si aunado a la echinacea utilizamos también el sello de oro, una planta con propiedades antibióticas, tendremos una pronta recuperación.

Estudios demostraron que la echinacea purpurea comparada con el medicamento antiviral común oseltamivir produjeron estadísticamente los mismos resultados en pacientes con influenza en etapas tempranas. 

Ambos tratamientos resultaron ser igual de efectivos. Sin embargo, la echinacea tiene la ventaja de que se puede acceder a ella sin receta médica, y así iniciar el tratamiento de manera temprana lo que conlleva a mejores y más rápidos resultados.

La Agencia Europea del Medicamento (EMA) tiene su uso bien establecido para la prevención y tratamiento del resfriado común. Tomar echinacea, ya sea en infusión o en extracto, es mi recomendación en esta época en que los cambios de clima aumentan la posibilidad de tener una enfermedad respiratoria. 

×