OpenA
Buhedera

Lupe Vélez

Buhedera

Cuarta parte

Wikipedia: Además de Dolores, Lupe también mostró aversión hacia otras actrices como Marlene Dietrich (con la que Gary Cooper tuvo una aventura mientras filmaban la cinta Marruecos), Jetta Goudal y Libby Holman. Son también notables las imitaciones (a veces en forma despectiva y burlona) que Lupe realizaba de figuras como Fanny Brice, Gloria Swanson, Katharine Hepburn y las ya mencionadas Dietrich y Del Río. Sin embargo, estalló en cólera cuando en una ocasión en México, fue imitada en un escenario por la comediante mexicana Delia Magaña, su antigua rival en el Teatro de Revista.

Lupe regresó en 1937 a su país natal ya convertida en un mito para rodar La Zandunga junto a Arturo de Córdova, un actor que fascinaba al público femenino de su país. Lupe no fue la excepción. Lupe se enamoró de Arturo y fue correspondida, a pesar de que el actor estaba casado con la actriz mexicana Enna Arana, con la que había tenido cuatro hijos. La relación entre ambos fue compleja: él quería preservar su reputación y le horrorizaba el escándalo que supondría un divorcio. Lupe no tuvo tantos reparos y firmó la separación de Weissmuller en 1939. En el fondo, Lupe era una mujer tradicional que deseaba casarse para toda la vida y tener hijos. Por eso hizo todo lo posible para que él dejara a su mujer. Hasta el punto de filtrar a la prensa su relación adúltera. Pero no salió como lo había planeado. La esposa del actor, que no había pensado en la separación, consideró humillante que su vida privada fuera aireada y se negó a conceder el divorcio jurando que nunca lo haría. Lupe fue consciente entonces de que nunca cumpliría su sueño: formar una familia con él.

En 1944, Lupe Vélez visitó un set de filmación en busca de Arturo de Córdova. Allí conoció a un joven extra de origen austriaco, Harald Maresch, que intentaba iniciar una carrera como actor en Hollywood bajo el nombre de Harald Ramond. Vélez lo recomendó a algunos productores, se enamoró de él y le pidió matrimonio. Harald accedió a casarse con ella, pero solo por conveniencia. En septiembre, Vélez descubrió que estaba embarazada de cuatro meses. En noviembre, cuando se hizo público que Vélez se iba a casar con Harald, Francesca Vitiner, una mujer que había sido pareja de Harald, le demandó ante los tribunales por incumplimiento de promesa matrimonial. Vélez se dio cuenta de que Ramond no era el joven inexperto al que había protegido y decidió dar por terminada la relación.

Muerte

Temerosa de convertirse en madre soltera y de la grave repercusión que hubiera tenido para su carrera, Lupe había pedido ayuda a su hermana Josefina. Le propuso escapar juntas a México hasta dar a luz, para que luego fuera Josefina la que reconociera como suyo al bebé. Ella aceptó. Sin embargo, antes tenía que realizar un viaje con su marido al extranjero durante unos días, pero pasaron semanas sin tener noticias suyas. En aquella época ser madre soltera era algo socialmente inaceptable que habría puesto fin a su carrera, desechó la alternativa de un aborto. Desesperada, hastiada por el desamor y deprimida por el escándalo que se avecinaba, sólo vio una salida: decidió suicidarse.

×