OpenA
En Visión Millennial

Nuevo León sí tiene #AgendaVerde

En Visión Millennial

Nuevo León sí tiene #AgendaVerde

En los últimos días se ha hecho viral un video de animación donde aparece un dinosaurio irrumpiendo a la Asamblea de la ONU, quien ante el asombro de los presentes envía un mensaje a los gobiernos sobre que dejen de subsidiar los combustibles fósiles y nos señala que estamos en el camino de nuestra propia extinción.

El video viral forma parte de una campaña de la ONU para crear conciencia sobre el daño de los combustibles fósiles, además de que la COP26 es la última oportunidad para combatir el cambio climático y evitar una gran catástrofe. Incluso hasta el propio dinosaurio dice: "Están pagando por su propia extinción".

El mensaje de la ONU es muy claro; sin embargo, es muy triste que algunos gobiernos sigan aferrados a que no pasa nada y no se comprometan por hacer algo para cuidar al planeta, lo cual debería ser el tema más serio de todas sus agendas porque lo que se avecina es una gran catástrofe climática. 

La emergencia del cambio climático debería ser tomada con seriedad por todos los gobiernos, bien harían en entrar en razón y dejar las mezquindades a un lado porque planeta tierra solo tenemos uno, y si seguimos como estamos vamos en camino a la extinción, y que conste, eso no lo digo yo, sino científicos internacionales.

Tristemente, en la COP26 México no firmó el compromiso de 105 países con el objetivo de detener y revertir la pérdida de bosques y la degradación de la tierra para el año 2030. El hecho evidentemente generó polémica e inició presiones para que nuestro país se sumara a firmar la Declaración sobre Bosques y Uso de la Tierra, ya al final de la tarde de ayer lo hicieron.

México firmó pero el tema es que no lo hicieron a tiempo y esto generó muchísimas críticas, justamente porque todos los gobiernos deberían tomarse con seriedad la crisis climática y es que como dice el dinosaurio de la ONU "extinguirse no es nada bueno". Aunque qué tanto podemos esperar en nuestro país, si la reforma eléctrica privilegia energías contaminantes y limita las energías verdes. 

Lo bueno es que al menos en Nuevo León sí se tiene una agenda verde, y quedó claro con el anuncio que realizó el gobernador Samuel García desde la COP26, sobre la creación de un nuevo impuesto verde a 160 fábricas y 20 pedreras, mismo que no afectará a la ciudadanía. 

Samuel García señaló durante su participación en la COP26 en Glasgow, que este impuesto verde entrará en Nuevo León a partir del año 2022, esto con el objetivo de combatir la mala calidad del aire ya que servirá para incentivar a las empresas y pedreras a renovar o cambiar sus procesos para lograr ser menos contaminantes, además lo recaudado será etiquetado al combate a la contaminación y a la crisis climática. 

Sumado a lo anterior, Samuel afirmó que durante su sexenio se plantarán 1 millón de árboles y se adquirirán unidades eléctricas para el transporte público, lo que ayudará a combatir la contaminación en Nuevo León. 

Es justamente así como se suma un gobierno a la lucha contra la crisis climática, con acciones y compromisos realizables, porque insisto en que en un tema tan importante como este los gobiernos no deberían voltear a otro lado, más bien deberían entrarle de frente a la agenda más importante del mundo: el futuro del planeta.

×