OpenA
Buhedera

Oooootro aeropuerto fallido

Buhedera

Oooootro aeropuerto fallido

Wiikipediia: "El Aeropuerto Llano San Juan, antiguamente con código (IATA:TGZ, OACI: MMTG), está localizado en el municipio de Ocozocoautla de Espinosa, Chiapas, México. Actualmente se encuentra cerrado. Se encargaba supuestamente de manejar el tráfico aéreo de la ciudad de Tuxtla Gutiérrez, de la cual se encuentra a 30 kilómetros.

Los códigos TGZ y MMTG

La movilidad de los códigos TGZ y MMTG estuvo ligada a la imposibilidad de contar con un aeropuerto estable y definitivo para Tuxtla Gutiérrez hasta el año 2006. En lo que respecta al Aeropuerto Llano San Juan (ALSJ), fue inaugurado en 1980 con lo que el aeropuerto Francisco Sarabia existente regresó a la Fuerza Aérea Mexicana y renombrándose Aeropuerto de Terán; sin embargo, el ALSJ contaba con condiciones de neblina y vientos adversas que imposibilitaban la aviación comercial. Se hicieron varias inversiones para contrarrestarlas (radio ayudas y la segunda pista) pero no fueron suficientes por lo que a finales de la década de los 90 se tuvo que recurrir de manera provisional al antiguo Aeropuerto de Terán para realizar las operaciones; pero este aeropuerto estaba ya muy limitado para las necesidades de la época además de tener limitaciones técnicas. Por todo lo anterior, se decidió construir el  tercer y definitivo aeropuerto para Tuxtla Gutiérrez.

Actualmente, la Escuela Nacional de Protección Civil Campus Chiapas ocupa parte de las antiguas instalaciones del aeropuerto, y su pista también ha servido como pista de precalificación en la Carrera Panamericana.

En la actualidad se pretende construir en su lugar el Centro Logístico Llano San Juan, que dará cabida a una zona industrial que dará crecimiento económico a esta zona".

UN CAPRICHO

Fragmentos tomados de un artículo por el chiapaneco José Adriano Anaya, del 19 de junio de 2017 (cutt.ly/bYiPJkN).

"El Dr. Velasco Suárez posee un prestigio como científico pero no así como político, a quien se le recuerda por su exacerbada necedad, que ocasionó la realización de obras desastrosas en la entidad, aun y cuando distintas voces le señalaron lo inadecuado que representaba realizarlas. Como ejemplo de ello se mencionarán cuatro de ellas, que muestran la naturaleza impropia y caprichosa de un gobernante.

El Aeropuerto de Llano San Juan jamás se debió haber construido. Esa obra es un monumento a la corrupción que debería avergonzar a los descendientes de esa familia, en lugar de andar promoviendo la veneración o culto de ese personaje. En los cientos de vuelos y recorridos que personal de Comunicaciones y Transportes realizó por ese terreno, se expuso siempre la inconveniencia de su construcción. Pero la necedad y la corrupción prevalecieron sobre la realización de una obra que debió haber privilegiado el interés público. Sobre todo, porque el terreno de Llano San Juan había sido adquirido a precio de catastro por el Dr. Manuel Velasco Suárez, a Cleofas Montoya Pimentel, y otra parte de la extensión le fue expropiada a un ejido de Ocozocuatla y luego el terreno fue vendido por el exgobernador al gobierno federal para construir el aeropuerto.

Ante las objeciones racionales de las autoridades federales de que el aeropuerto no se construyera en Llano San Juan, por la permanencia de bancos de niebla, el exgobernador Velasco Suárez, se resistió a perder el negocio y argumentó que en el aeropuerto de Londres siempre hay neblina y los aviones aterrizan. Ante ese capricho el aeropuerto se construyó en Llano San Juan pero pronto dejó de operar.

El gobierno de Velasco Suárez tuvo más fallas que aciertos".

El autor también menciona el puerto de Tapachula, la invención de una Comunidad Lacandona y la creación de la UNACH).

×