OpenA
Crónicas de un comelón

Sabores bien padres

Crónicas de un comelón

¿Con qué comida celebramos el Día del Padre?

Ya este domingo nos toca la fiesta a los que tenemos la dicha de ser padres. Por esto, justo hace poco me llegó la pregunta de ¿qué quiero comer para la celebración? Me dejó pensando en este tema, porque también hace poco, platicaba con una compañera de trabajo sobre la posibilidad de realizar una clase de cocina para el Día del Padre. 

No le sorprenderá a nadie que les diga que comelón soy, pero no sé si sepan que tengo una especial predilección por los sabores dulces. Mi compañera estaba sorprendida porque le mencioné que diferentes pastelerías elaboran productos especiales. De hecho, hace un par de años, ese fue mi postre para la celebración. 

Entonces, ¿a qué sabe la comida del Día del Padre? En nuestra tierra, no podríamos ignorar que en muchas casas seguramente se va a prender el carbón. Ya sea que cocinen hamburguesas, se ase carne, o se ahume, nos encanta buscar cualquier pretexto para "echar humo". Pero quizás haya también a quienes el día del padre les guste mejor que los consientan y no tener que hacer la chamba ellos. 

A mí, la verdad es que me gustan cosas sencillas, pero que estén bien hechas. Pizzas, pastas, hamburguesas. Aunque la verdad es que, ya empezando a pensar en hamburguesas, me están dando ganas de ponerme a trabajar y prender el carbón. Ya veremos. 

En cuanto a los sabores dulces, me llama la atención que podemos ver ciertos sabores que se repiten en las diferentes ofertas que me ha tocado ver. Uno de los más socorridos es el chocolate, que, sin duda, es bastante popular. Lo he visto combinado con café y con caramelo, que es a su vez otro de los sabores que me ha tocado ver muy repetido. 

Incluso me atrevería a decir que es el sabor común en todo lo que he visto que se ofrece. Ya sea en forma de helado de glorias, salsa de caramelo, o relleno de pastel a base de nueces caramelizadas. Yo, la verdad es que me estaría inclinando por un pastel de queso que vi que es a base de dulce de leche (les dije) con una cierta galleta especiada que en los últimos años se ha puesto mucho de moda. 

Dado un reciente roce con el bicho en la familia, la verdad es que creo que este será otro Día del Padre que pasamos en casa, y no me quejo. Lo que sí, es que como recientemente hemos tenido una relajación en cuanto al cuidado que debemos tener con el dichoso bicho, muchos restaurantes están enfocando su oferta hacia la comida in situ. 

No sé a ciencia cierta cuántos tengan preparados menús especiales para el día del padre. Sí vi un kit preparado por un restaurante, pero es más un regalo, pues su enfoque es más hacia bebidas que comida. Acudo a ustedes estimados lectores, ¿cómo van a festejar el Día del Padre? Denme ideas de qué comer este domingo. Todavía estamos a tiempo de ver qué pedir. Los leo.


×