El horizonte Por: Luis Madrigal

Monterrey
Comentarios
SD  |  HD   
http://38.104.228.230/eh_videos/noticias/1920000/1927144_pamelaverdirame.mp4

'Es una alegría verla jugar' Pamela Verdiram


Sergio Verdirame dijo a CRACK que le sorprende ver jugar futbol soccer profesional a su hija Pamela, que con 20 años de edad milita en el equipo Rayados de la Liga MX Femenil, donde porta el número 11, mismo dígito que utilizó su papá con La Pandilla

El apellido Verdirame vuelve a sonar fuerte con los Rayados de Monterrey, y no se trata precisamente del histórico Sergio, aquel ‘Pibe’... aquel ídolo albiazul, sino de Pamela, su hija, quien figura con el equipo femenil, en la primera campaña de futbol profesional para damas en el país. 

A los seis años de edad, Pamela comenzó su gusto por el balón, cuando llegaba al colegio San Roberto con su mochila en la espalda y su balón rosa en las manos, lista para jugar en el recreo. Durante algunos años en la escuela tuvo que jugar con niños en las retas... porque sus amigas no le seguían.

Pero el sueño de jugar futbol se le esfumó, y cuando estuvo decidida a sólo dedicarse a su carrera de arquitectura, surgió la la Liga MX Femenil, donde ya marcó dos goles... y continúa la dinastía Verdirame en la cancha, bajo el mismo estandarte como lo hizo su padre... ¡al grito de gol!

“En mi familia están muy contentos por este proyecto, por ver que practico algo que siempre me ha gustado tanto (jugar futbol soccer); como les decía antes, que me hubiera gustado haber sido hombre porque yo quería ser jugadora profesional”, confesó para CRACK, Pamela Verdirame, sobre su llegada a Rayados femenil.

“Sí pesa un poco (el apellido Verdirame) por las expectativas que crea, hay comentarios de todos, la mayoría son comentarios positivos, y algunos negativos, pero no voy a dejar que me afecte. Quiero hacer mi propia historia. Para empezar somos posiciones diferentes (como jugadores -‘El Pibe’ era volante por izquierda, y Pamela es delantera-) y sólo con el tiempo voy a poder demostrarlo”, expresó la hija mayor de Sergio Verdirame.

El llevar el apellido de Verdirame no le abrió las puertas al equipo. En plenas vacaciones por el caribe, Pamela vio la publicidad de Rayados en busca de talento femenil, y entonces le dijo a sus padres que buscaría un lugar, compitió entre 2,000 jugadoras... y quedó entre las mejores.

Sergio, su padre e inspiración para el futbol, tiene bien presente su papel en casa y en la cancha, sabe del talento natural de su pequeña, y reconoce que tiene calidad para ganarse un lugar en el corazón de los aficionados rayados, como le tocó a él hacerlo.

“Me sorprende que juegue futbol profesional; de niña jugaba porque era su pasión. Y ahora está a un nivel alto... y eso me hace feliz. Es una alegría enorme verla jugar. Los goles los grité de una manera desmedida. Es lógico, es la emoción que cualquier padre sentiría”, reconoció el ‘Pibe’.

Tras un debut de ensueño en la fase regular del Torneo Apertura 2017 de la Liga MX Femenil, con gol y victoria, Sergio Verdirame, aconsejó a Pamela del reto que tiene en puerta, que es el mantenerse en el equipo... y pelear por un puesto en la cancha, porque pronto regresarán las seleccionadas nacionales... y con goles, ya demostró su capacidad.

“En mi familia están muy contentos por este proyecto, por ver que practico algo que siempre me ha gustado tanto (jugar futbol soccer)”
Pamela Verdirame
Jugadora de Rayados femenil

“Los goles (de su hija Pamela con Rayados femenil) los grité de una manera desmedida. Es lógico, es la emoción que cualquier padre sentiría”
Sergio Verdirame
Exjugador de Rayados

Pamela Andrea Verdirame Elizondo tiene 20 años de edad; nació el 20 de febrero de 1997 en La Magdalena, Contreras, Ciudad de México; pesa 65 kilogramod y mide 1.75 metros de estatura

4 Goles ha marcado la delantera Pamela Verdirame con Rayados femenil: dos en Liga y otro par en Copa

A tomar en cuenta

* La ‘receta’ Verdirame


Estos son consejos de Sergio Verdirame a su hija Pamela, para triunfar en el futbol soccer profesional:

- Ganas de triunfar 
- Vista hacía adelante
- Dedicarse a lo que le gusta
- Corazón para hacer las cosas

* Su primer gol

En los primeros minutos del debut ante Necaxa, Pamela Verdirame se sacudió los nervios y marcó el segundo gol, y confesó que en la carrera frente a la portera, se presionó para no fallar el disparo.
“En los primeros cinco minutos estaba muy nerviosa, tantas emociones juntas. Antes del partido estaba ansiosa, ya quería de que empezara. Cuando iba al gol, me dije: ‘Pamela... calma, tranquila y define como sabes’. Fue una emoción inexplicable, me sentí muy orgullosa de ese gol”.

* El ‘11’, herencia familiar


Durante su infancia, en el Colegio San Roberto, no pudo utilizar el número ‘11’, y portó el ‘9’, pero al quedar en Rayados le respetaron el dorsal como herencia familiar.
“Mi papá me dijo, desde que entré: ‘Cas a a ser el 11’... y yo, pues bueno, siempre he sido el ‘9’, pero cuando llegué al club, mi entrenador me preguntó por el número que usó mi papá. Y estoy muy contenta de que me hayan dado ese número, es un número con el que tuvo muchas alegrías mi papá”.

* Le ‘echaba la sal’ a Tigres


Cuando el ‘Pibe’ llevaba a Pamela al Estadio Universitario a sus transmisiones, forjó el mito de que con ella ahí, los Tigres no ganaban.
“Siempre que me tocaba ir al estadio de Tigres, perdían, y siempre me molestaban en la entrada, porque decían que gracias a mí perdía el equipo. Una sola vez me tocó que ganaran: la Final ante América, pero ahí no fui al palco con mi papá, fui a la tribuna. Ahí rompí mi racha”.

* El Clásico Regio, una ‘espinita’

Como todo aficionado al Monterrey, Pamela no está exenta de soñar con el Clásico Regio, y le ha tocado perder los dos primeros enfrentamientos ante Tigres, por lo que ya señaló en su calendario el derbi en la Fecha 6.
“Es un partido que me emociona mucho, soy rayada de corazón y sé lo que significa un Clásico para todos. Todas mis compañeras ya hablamos del Clásico, ya lo sienten, ya nos ha tocado enfrentarlos, Tenemos por ahí la ‘espinita’... y se que podríamos sacar un buen resultado”. 

* Narrar un juego de Pamela


Para Sergio Verdirame, comentarista de Televisa Deportes, espera con ansias el momento de poder narrar un partido de su hija... y que le toque gritar un gol.
“No hay nada que más deseo. Me encantaría un día tener la posibilidad de narrar un partido de Pamela, no lo veo lejano porque las posibilidades están... y el futbol femenil está en crecimiento”, dijo.


COMENTA ESTÁ NOTICIA
 Comentarios

A fin de mantener la buena conducta, queda estrictamente prohibido cualquier insulto, amenaza o insinuación hacia cualquier persona. No se permite el lenguaje difamatorio, ilegal, obsceno, ofensivo o faltas de respeto. Para más información lea porfavor nuestro Aviso de Privacidad

Volver arriba