Finanzas

Hay muchos proyectos, pero poca agua en Nuevo León

Foto: Especial
Foto: Especial

Uno de los proyectos es la llegada de la empresa Tesla de Elon Musk al municipio de Santa Catarina, donde se pretende construir una Gigafactory.

Sabemos que en la mesa hay muchos proyectos muy ambiciosos que traen tanto el gobierno estatal como el sector privado, por ejemplo: la llegada de la empresa Tesla de Elon Musk en específico al municipio de Santa Catarina, donde se pretende construir una Gigafactory.

No se han mencionado muchos detalles, pero lo que se dice es que ya se compró terreno, y que ahí se ensamblarán camiones de carga. Cabe señalar que Santa Catarina está a unas siete horas en auto de la Gigafactory de Tesla en Texas.

La mejor definición de gigafactoría en específico de Tesla sería la de una fábrica con una capacidad de producción de baterías de súper alto desempeño, aunque también se ha usado el término para definir fábricas enormes. De hecho, la palabra “giga”, procede del griego “gigas”, que se traduce como gigante, por lo que podría considerarse gigafactoría a aquellas fábricas que ocupan grandes espacios de terreno. En estas fábricas, además de producirse las baterías de los coches, se reciclan componentes para reducir el impacto ambiental de su ensamblaje o para darles una segunda vida, además de reducir los costes operativos de su montaje.

Otro proyecto de índole estatal y federal es el de la construcción de la carretera La Gloria-Colombia. Dicho proyecto tiene el objetivo de impulsar las exportaciones de la Aduana Colombia y reactivar la economía de la zona norte del estado. Con el tramo carretero se busca que las exportaciones de la región lleguen a Estados Unidos sin cruzar Tamaulipas, por lo que se podrán generar más ingresos por impuestos en la aduana. Tendrá una extensión de 60 kilómetros, y requerirá una inversión de $3,585 millones de pesos, aproximadamente.

Con estos dos ejemplos tan sólo, sabemos que se requerirá mucha agua para la construcción, y en el caso de la fábrica, demandará del líquido para sus procesos y sus empleados. Y la verdad es que el estado actual de las presas en Nuevo León ya presenta bajas considerables, y a decir por expertos en el tema, si se sigue con este gasto de agua como se ha manejado, tendremos líquido sólo para tres meses más, para luego pasar a un estado de alerta. Hay que aunarle que ya serán meses de calor y que se requiere de más agua para los servicios básicos.

No hay que olvidar que también se encuentran en construcción muchos proyectos de vivienda, torres mixtas, torres corporativas y centros comerciales. Por lo que el panorama será nuevamente muy complicado para la ciudad y el estado.

Sabemos que hay empresas como Heineken, en conjunto con Alfa, que construirán un pozo en Nuevo León (en específico en Santa Catarina) y donarán parte de su agua tratada. El nuevo pozo profundo tendrá una capacidad de 3.1 millones de metros cúbicos de agua al año. Las empresas han comentado también que a partir de abril de 2023 donarán 1.7 millones de metros cúbicos de agua al año, que se generan en su planta de tratamiento en Monterrey, que está a disposición de Servicios de Agua y Drenaje de Monterrey (SADM).

Todos los esfuerzos suman, pero la suma todavía no nos da buenos números. Esperemos un mejor panorama hídrico para este 2023, en una metrópoli que va a 1,000 por hora en el camino de la expansión.

×