Local

¡Ciudad vive caos! Y nuevos camiones siguen sin llegar

Foto: Especial
Foto: Especial

Suspensión del servicio en el Metro elevado de la Línea 2 agrava crisis de movilidad en urbe regia.

Las empresas TICSA y LDR Solution, que ganaron contratos millonarios para venderle al gobierno de Nuevo León camiones nuevos, siguen incumpliendo con las fechas de entrega.

Mientras tanto, los regios padecen filas kilométricas al esperar un camión, tal como ahora sucede en las estaciones del tramo suspendido de la Línea 2 donde cientos de personas esperan ganar un lugar en las unidades.
A pesar de que Thousand International Companies SA (TICSA), y el consorcio jaliciense, Forza Arrendadora y LDR Solution, debieron el 30 de noviembre entregar al Instituto de Movilidad y Accesibilidad 200 unidades nuevas, 100 cada una, pero no lo hicieron.

El motivo, según ha dicho la propia autoridad estatal, es que las navieras que trasladan las unidades desde China se han atrasado, además de que han influido otros factores como la falta de chips a nivel mundial y lo saturado que están los puertos en México.

Sobre esta demora, fuentes de la Secretaría de Movilidad y Planeación Urbana del estado, afirmaron que 150 unidades ya están en el puerto de Manzanillo, Colima, y en “altamar” y que es cuestión de días para que lleguen a las calles de Monterrey. Sin embargo, no hay fecha fija para cuando arriben a la ciudad.

Cabe precisar que el estado firmó el 10 de diciembre de 2021 un contrato con TICSA por un monto de $3,936 millones de pesos por el arrendamiento de 800 camiones nuevos.

Con Forza Arrendadora y LRD Solution lo signó el 27 de julio pasado por un monto de $2,521 millones de pesos, también por el arrendamiento de 400 camiones. En total, el plan es tener 1,200 camiones nuevos para implementar la reestructura del transporte público.

En ambos casos se establecieron fechas calendarizadas que poco se han cumplido. Hasta el momento, TICSA ha entregado 100 camiones y Forza Arrendadora otros 100 camiones, es decir 200.
El pasado 5 de octubre, al darse a conocer que ya había 200 camiones en la ciudad, se estableció un nuevo calendario.

Se dijo que el 30 de noviembre TICSA entregaría otros 100 camiones y Forza Arrendadora otros 100 que son los 200 pendientes.

Luego, en el caso de TICSA, se estableció que entregaría otros 100 al finalizar diciembre, y en 2023: 100 en enero, 100 en marzo, 100 en abril y 200 en mayo para completar los 800.

En tanto, Forza Arrendadora entregaría 100 en octubre, que ya ocurrió, los 100 pendientes de noviembre, 100 en enero y 100 en febrero.

- Gobierno espera que Unidades arriben pronto
El lunes por la noche, el estado suspendió un tramo de seis estaciones de la extensión de la Línea 2 del Metro. Esto los orilló a sustituir el servicio con camiones, para lo cual han dispuesto de decenas de los que ya llegaron.
Sin embargo, algunos pasajeros se han quejado porque en algunos casos el servicio es lento.

Ayer, en la conferencia Nuevo Informa, el director de Instituto de Movilidad, José Manuel Valdez, dijo que en el transcurso de los días estarán llegando las unidades y que esas servirán tanto para atender la demanda actual como para los alumnos de la UANL.

Y es que se tiene planeado que por lo menos dos estaciones queden reparadas antes de que los alumnos reinicien clases, pero de no ser así, se requerirán los camiones para llevarlos al campus desde la estación Cuauhtémoc.

Agregó que están llegando los barcos, por lo que aseguró que si al regreso a clases de los alumnos de la UANL no quedan finalizados los trabajos de la línea 2 se podrá brindar el servicio sin problema con unidades de transporte.

'En ese transcurso de los días están llegando los barcos, están llegando las unidades y de aquí al regreso a clases tendremos, en caso de qué no se llegasen a abrir, no sabemos realmente cuando son construcciones, realmente fechas ciertas, pero en caso de qué así sea, tendremos el equipo suficiente a efecto de dar servicio a la universidad ya cualquier otra parte que se requiera”, afirmó el funcionario.

- Tiene estado reto de mover 50,000 usuarios de L2 al día

Para no dejar “tirados” a los pasajeros que diariamente usan la Línea 2 del Metro, que actualmente se encuentra suspendida en el tramo elevado, el Instituto de Movilidad del estado ya subió a 50 el número de camiones nuevos que usa para dicho fin.

Sin embargo, las unidades resultan insuficientes dada la magnitud de usuarios, pues dicha línea la utilizan diariamente 50,000 personas.

El lunes que cerró esa parte del metro, el organismo dispuso de 30 camiones, luego lo subió a 40 y actualmente ya son los 50 referidos.

Cada mañana y por la tarde, se observan filas de cientos de personas, aunque cada día estas son más ágiles.

El cierre de las estaciones para cuidar la seguridad de los usuarios, personal de Metrorrey, peatones y automovilistas está afectando a quienes a diario solían utilizar como su medio de transporte el metro en las estaciones de Niños Héroes, Universidad, Anáhuac, San Nicolás, Santiago Tapia y Sendero.

ADS
×